6 jul. 2009

Oscuridad - Osho


No intentéis luchar con la oscuridad. No hay manera de hacerlo, por­que no existe...
¿cómo podéis luchar contra la oscuridad? Simplemente con encender una vela, desaparece.
Así que olvidaos de ella, olvidaos del temor.
Olvidad todas esas cosas negativas que por lo general acosan a la mente humana.
Simplemente encended una vela de entusiasmo.
Lo primero que debéis hacer por la mañana es levantaros con gran entusiasmo, con la decisión de que hoy vais a vivir de verdad con gran deleite...
y entonces empezad a vivir con gran deleite.
Tomad el desayu­no, pero hacedlo como si estuvierais ingiriendo a Dios.
Se convierte en un sacramento.
Tomad un baño, pero Dios está dentro de vosotros; le estáis dando un baño a Dios.
Entonces vuestro pequeño cuarto de baño se convierte en un templo y el agua que os ducha es un bautismo.
Levantaos cada mañana con gran decisión, con certidumbre, con cla­ridad, con una promesa a vosotros mismos de que hoy va a ser un día tremendamente hermoso y de que vais a vivirlo tremendamente.
Y cada noche cuando os vayáis a la cama, recordad otra vez cuántas cosas her­mosas os han sucedido durante el día.
El hecho de recordarlas les ayuda a que regresen al día siguiente.
Simplemente recordad y luego quedaos dormidos recordando los momentos hermosos que sucedieron hoy.
Vuestros sueños serán más hermosos.
Tendrán vuestro entusiasmo, y empezaréis a vivir en los sueños también con una nueva energía.
Haced que cada momento sea sagrado.

No hay comentarios:

Páginas vistas en total

Archivo del blog